viernes, marzo 05, 2010

Treinta y siete. ¡Bingo!

Amor

La regla es ésta:
dar lo absolutamente imprescindible,
obtener lo más,
nunca bajar la guardia,
meter el jab a tiempo,
no ceder,
y no pelear en corto,
no entregarse en ninguna circunstancia
ni cambiar golpes con la ceja herida;
jamás decir "te amo", en serio,
al contrincante.
Es el mejor camino
para ser eternamente desgraciado
y triunfador
sin riesgos aparentes.


Te cito a ti Lizalde, que me has sacado del agujero =)

3 comentarios:

Duna Loves dijo...

quizás no sería un amor completo
porque ya se sabe que quien no arriesga, no gana...
pero también es verdad que quien ya lo entregó todo
y sufrió, no tiene ganas de poner la otra mejilla :-)

muy lindo el blog

Casper Deschanel dijo...

Hay que arriesgar para ganar algo, no quedarse parado a esperar que las cosas sucedan por orden divino.

Beso!

Lu dijo...

ame mucho esta entrada al leerla. especialmente la ultima parte :)
donde puedo identificar a varios..
saludos RO